Vale un Potosí?

Si no fuese porque Víctor estaba más emocionado que un niño pequeño por visitar las minas de Potosí nos habríamos pasado esta parada. A Elena no le hacia ninguna gracia esta excursión. Llegamos tarde y caímos en un hostalillo que dejaba bastante que desear después del de Sucre. Cenamos y nos preparamos mentalmente, sobre todo Emma y Elena para adentrarnos mañana debajo de la tierra.

Primero, parada obligatoria en el mercado de los mineros para comprar dinamita, coca refrescos y demás presentes para los mineros. El cerro era la montaña más fea que habíamos visto jamás. Subimos andando ni tan siquiera 100 metros y ya estábamos todos sin respiración, no nos queríamos ni imaginar lo que sería dentro del agujero. Entrando casi a 4 patas y viendo como poco a poco va desapareciendo la única fuente de luz crea un poco de agobio. A medida que vas avanzando se hace todo más estrecho, los gases y olores se acentúan y el polvo se mete por todo tu cuerpo hasta el punto que no puedes respirar y la nariz te duele a rabiar. La visita dura 2 horas y con 20 minutos sería más que suficiente. El “Tio” o “Demonio” de la mina es una esculturilla horrible en mitad de uno de los pasadizos a la que se le bendice y en la que se realizan ofrendas para que el mineral sea abundante. La mina es tal y como todos lo imagináis pero la vida allí resulta 10 veces más duro… tiene los carritos típicos, los rieles, y los mineros se lanzan subidos al carrito a toda pastilla por la mina! Para acabar la visita, que muchos esperábamos ya ansiosos, toco el momento de la dinamita. Se preparaban todas las dinamitas juntas y se hacían explotar en una de las laderas del cerro. La explosión, como las pelis, levantando y creando la típica nube de polvo marrón con un ruido que a muchos nos dejó tontos.

Como nota un poco de historia, deciros que esta fue la mina más importante para los españoles en todo Latinoamérica, que en un momento dado fue la cuidad mas grande de todo el continente americano y que por toda la plata que se sacaba de aquí empezó el dicho “Vale un Potosí”. Como ya os habíamos contado también, nuestro colega profesor jubilado era de aquí y le encantaba decir “Potosí, eso si!” Portada.

Bolivia: Potosí

Tras la visita nos quedamos extasiados y con el típico cansancio de haber pasado un mal trago. Buscamos algo de comida dando un paseo por todo el pueblo y al terminar nos montamos en un autobús caminito de Uyuni. Allí conocimos a Katia, una artista mexicana a la que fichamos para el tour del Salar al que nos dirigíamos. Poco a poco el grupo se agranda y las risas con tan buena compañía nos hacen pasar momentos geniales.  

5 Comentarios sobre “Vale un Potosí?”

  1. concha dice:

    hijos mios menos mal que volveis a dar señales de vida, ya estaba yo preocupada,la verdad es que me creia que estabais en Chile.Lo de la barbacoa de San Jose doy mi palabra sin que se entere Pitin que la hacemos.Besos y no os olvideis de nosotros pobres mortales que viajamos viendo vuestro viaje.

  2. pili dice:

    YO TAMBIEN OPINO QUE SE MERECE UNA CAMISETA JE JE, UN FANS COMO ÉL ES UNA GOZADA
    LAS FOTOS DE FER SALTANDO Y LA TUYA CON LOS BRAZOS EN CRUZ GENIALES…. NO SE NOTA NA QUE SOY TU MAMI……

  3. CARLOS dice:

    Te acuerdas de las fotos de D. Canogar con la gente flotando en el aire las que acabo de ver de chile , que por cierto son una chulada , estan en esa linea .La troupe que habeis montado tiene muy buena pinta. aprovechate de Chile porque comiendo hoy con Pepe (el notario) me ha comentado que tiene una amigo quer cultiva ajos y cebollas en Chile y Argentina y que sin punto de comparacion Chile es mucho mas bonito,

  4. maria dolores dice:

    ¡ Que sí, Cristina , que aqui seguimos ! Los vemos, los seguimos, pero no hacemos comentarios, estamos calladitos. Aqui va el mio: menos mal chicos que habeis encontrado una peña muy graciosa porque parece que esta parte no os está gustando mucho.. ( nos veremos en esa BBQ de mi amiga Concha en San José). ..Cuidaros.Besos

  5. Fer dice:

    Maria Dolores! La verdad es que nos esta gustando mucho,como veras por la cantidad de fotos que tenemos de Copacabana, la isla del sol y el salar de uyuni, y sucre, lo que pasa es que entre medias de esas joyas, estan la paz y potosi…dejemoslo en que son sitios un poco de paso que no tienen nada que sea de nuestro interes…te cuento: en La Paz, la peña se hace la carretera mas peligrosa del mundo en bici pero no nos llamaba mucho y en potosi las minas, bueno, son una experiencia pero se puede vivr sin ella! Fiche Uyuni! es bestial!!!
    un beso!

Comentar