Lado peruano del Titicaca

Fueron 6 horas de bus entre paisajes áridos hasta llegar a Puno, punto de partida para descubrir el lago Titicaca. La ciudad en sí no tiene nada, ni siquiera el centro está orientado al lago.  Clásica plaza de armas con su catedral, la calle turística con restaurantes caros y se acabó. De todas formas, como hemos dicho, tan solo es de paso con lo que matamos la tarde intentando echar unas partidas de billar. Al día siguiente descubriríamos el lago navegable más alto del mundo. Volvía a ser demasiado pronto cuando llamaban a la puerta de  nuestro cuarto. En el hostal tenían cerrado el comedor con lo que te traían el desayuno a la camita. Madrugar así sienta mucho mejor. Víctor apareció con Matea, una chica eslovena que sería nuestra nueva compi de viaje. Nuestro destino final del día era Llachón, un lugar recomendado por Florecilla y según ella, de lo más bonito del mundo. Éramos unos cuantos en la parada del colectivo esperando impacientes a que alguna furgo decidiese jugarse la salud de sus neumáticos y llevarnos por un camino lleno de piedras y gravilla a Capachica. Por fin hubo un valiente, y todos los peruanos que suelen ser bien tranquilos se abalanzaron contra el vehículo para agarrar un sitio. Nosotros fuimos detrás. A Fer le tocaron los empujones de un señor diciendo que el sitio estaba reservado y que encima era turista. Aquí todo el mundo opina de todo, y el mogollón de peruanos ya sentaditos en sus sitios empezaron a chillar al señor diciéndole que esas no eran formas de tratar a las personas. En estos buses siempre hay algún local que quiere charlar con nosotros (esta vez fue el comisario de Capachica), darnos consejos del país, y recomendarnos lugares de la zona. Tras 2 horas de camino en lata de sardinas llegamos a nuestro destino. Teníamos pensado parar allí ya que era domingo y tocaba el mercado de la semana. La gente nos miraba perpleja y nos sonreían amablemente como si no hubiesen visto un turista en su vida. Era el momento de vender, comprar o intercambiar para conseguir las provisiones de la semana.

Helados   IMG_3086

Nosotros nos hicimos con un queso con pinta algo rara que tomamos con pan en lo alto de una colina con vistas al lago. Cuando la dura mañana de negociación acaba todos lo celebran con un buen heladito a modo recompensa. A medio día y estándo tan altos el sol calienta y pica de lo lindo. Con otro colectivo de 30 minutos llegamos a Llachón. Un lugareño nos recomendó un alojamiento pero estaba ocupado con lo que fuimos a la casa de al lado a ver si nos daban morada. Aquel lugar era paz y tranquilidad. Las vistas del lago no podían ser más bonitas… apenas 3 casas a nuestro alrededor con sus ovejas, llamitas, cerditos y una playita de arena con el agua del lago color azul mediterránea. Por menos de 3$ nos dieron habitaciones con vistas al lago en la familia Adelas y aceptaron nuestra petición de hacer una fogata por la noche. Nuestra idea era clara, ir en busca de papas y pollo para hacerlo por la noche a las brasas. Nuestro gozo se fué derrumbando por momentos al ver la plaza del pueblo. 2 tienditas con productos básicas y si queríamos chichi y papas teníamos que volver a Capachica. Los colectivos apenas pasan 2 veces al día, no hay restaurantes, y para colmo el comedor municipal ya estaba cerrado. Siguiente alternativa, pedirle a algún habitante del lugar que nos preparase un arrocito con huevo. Una señora se ofreció en hacernos la comidita por unos pocos soles. Nos llevó hasta su casa en Santa María que está a una media hora de caminata por la costa de la península. Seguíamos todos perplejos durante el camino de lo bonito que era el lugar.

PA121120 IMG_0925 PA121129  PA121135 PA121138

En la casa toda la familia trabajaba non stop remodelándola para en un futuro poder acoger a turistas. El bisabuelo de la casa que ni siquiera hablaba español tan solo nos observaba y veía tranquilo el día pasar. La comida estaba bastante mala pero la experiencia y llenar el buche fue genial. En el camino de vuelta teníamos otra misión, encontrar un pescador que nos llevase a la mañana siguiente a Puno pasando por las islas flotantes Uros. Preguntando y preguntando dimos con Alejandro que aceptó nuestra oferta y que además nos llevó de vuelta a casa en una barquita mientras veíamos como el sol desaparecía en el lago. El día no había podido ser más divertido y aún nos quedaba el fuego bajo las estrellas.

PA121160

Salíamos a las 5.45 para ver el amanecer pero no hubo suerte, ya había salido. Aún así el lago estaba en calma, ni un alma y con una luz preciosa. Eso sí, una rasca de narices. El barco paró en una islita flotante perdido en mitad del lago en la que vivían 2 familias de 8 personas cada una. La isla es enterita de paja, desde la superficie flotante, las chozas y sus barcos. El señor de la casa nos dio una vuelta en uno de ellos mientras nos contaba su forma de vida. Se mudaron aquí hace 8 años por el turismo pero al estar alejado de la zona de los Uros (las islas flotantes cerca de puno más visitadas), apenas llega un turista al día. Sobreviven con el trueque cambiando pescado por patatas, verduras etc y la poca carne que comen es de los patos que cazan con escopetas.  Los chavales iban al cole que estaba en otra isla en barca y las mujeres intentaban vender alguna que otra artesanía. La islita y la familia nos fascinó. Portada

                                   Peru: Peninsula Capachica y Uros

IMG_3173  IMG_3147

De camino a Puno pasamos por las conocidas Uros pero ni siquiera nos paramos. Aquello parecía la entrada o salida de un puerto súper transitado. Millones de barcos de turistas y demasiado montaje después de lo que habíamos visto. Aún era pronto por la mañana cuando desembarcamos en Puno con lo que decidimos cruzar ese mismo día a Copacabana, el lado Boliviano del lago.

5 Comentarios sobre “Lado peruano del Titicaca”

  1. viks dice:

    Qué bien os lo pasáis eh? como se meta alguien más con vosotros, les rompo las piernas…
    me acuerdo mucho de vosotros…..por aquí todo bien, ya hace frio….
    un beso fuerte!!! 😉

  2. concha dice:

    Todo es precioso, bendita juventud, solo de pensar en todo lo que estais haciendo me canso,Hellen aprovechate del compi y que os haga mas fotos a los dos juntos, me alegro que ya estes bien.Besos

  3. Fer dice:

    Hehhhehe, nosotros tambien estamos canados asi que nos hemos tomado tres dias de descanso…ya os contaremos!

  4. Fer dice:

    Eso, eso! defiendenos hehhheheh, a ver si nos fugamos a verte de nuevo que nos quedamos enamorados de todo!
    abrigate y saluda a todos los que queden por ahi!

  5. Ruth dice:

    Helen me alegro que ya estes recuperada!!!!

    besitos pareja!

Comentar