Archivo de junio, 2009

Isa +1 y esa 1 es la preciosa Aimee

Ya llego el día en que Isa +1 y Dine han traido al mundo a la pequeña Aimee!!! Los más seguidores del blog seguro la conoceis por sus comentarios pre maternales, jajajaja!

Cuando nos fuimos apenas se le notaba la tripita y ahora ya está aquí! Como pasa el tiempo! Penita nos da no poder verla y darle un achuchón hasta enero 🙁

Enhorabuena Mami del año!

Isa +1

Yangon, un sudeste asiático diferente

Nunca antes habíamos estado en un país con una situación política tan especial y eso nos inquietaba de algún modo. ¿Cómo se sentirá en la calle? ¿Seremos capaces de apreciar la falta de libertad? ¿Y la gente? Os ponemos un poco al día…

Frente a la situación del país después de las inútiles elecciones de 1990 y el posterior arresto de la vencedora ¨The Lady¨ (Aung San Suu Kyi) surgió un movimiento muy fuerte de boicot al turismo. The Lady llamó al boicot para que el turista no visitase Birmania aún y esperase a que la situación cambiase. Tras diecinueve años de espera, con la lady encarcelada, los exiliados sin poder actuar y un pueblo resignado y con miedo, muchos de los proboicot han cambiado de idea llamando al turista para que venga, lo vea y lo cuente en su país. También es verdad que piden un turismo responsable, que evite cuanto pueda un consumo que llegue a manos del gobierno (No contratar nada en empresas del gobierno sea transporte, hoteles, tours, tickets etc, y gastarte el dinero en pequeños hoteles o restaurantes privados que no tengan tantos impuestos). Nosotros nos hemos informado bastante en cómo hacer para gastarnos el dinero de tal forma que llegue a manos de la gente.

La primera impresión tras la llegada nos sorprendió, todo era más ordenado, ¨moderno¨ y limpio de lo que imaginábamos. Tras saltarnos la cola de inmigración por ser los únicos valientes que teníamos visa online nos fuimos a dejar las cosas al hotel. El caos se empezaba a respirar, a primera vista con el tráfico, la gente, la suciedad y los mercados. Nos recordó a la India, aunque todo más gris y sin los colores.

Ya habíamos leído antes de llegar que aquí el cambio dólar/Kyat se hace siempre en el mercado negro. El cambio oficial ronda los 7 y el que te dan los mafias es de 1000 y pico. Suerte tuvimos que las tiendecillas cerca del hotel son famosas por dar el mejor cambio del país y allí que fuimos.

Anduvimos hasta la pagoda Budista más importante de Birmania, Shwedagon Paya. Es uno de los lugares más religiosos y al que debes intentar ir una vez en la vida si eres de aquí. En ese momento pasamos del sentimiento Indio al de Nepal. Toda la mística  y tranquilidad rodeando la pagoda, llena de fieles, monjes y niños jugando. Nos llamó la atención que aquí hay ¨monjas¨ que no habíamos visto hasta ahora en ningún país budista. Ellas vestidas de rosa palo y ellos de rojo siempre con su parasol dan un toque muy pintoresco al lugar. Volvió a resultarnos muy acogedor y nos quedamos horas paseando y sentados en algún lugar de sombrita observando con atención todos los movimientos de la gente.

DSC_0054

Tanto los alrededores como la pagoda tienen muchísima vida, barrios todo alrededor, tiendecillas de turistas y locales hasta la pagoda y luego el lugar religioso siempre a rebosar. La pagoda es toda de oro, hay mas que en la reserva de Inglaterra! y con un diamante en lo alto que hasta tus propios ojos son capaces de ver, imaginaros el tamaño. Curioso contraste la riqueza de este lugar y de lo que Birmania es en realidad, todo menos oro y con demasiada pobreza por doquier.

Una cosilla curiosa es el tema de los apellidos, aquí la gente no adquiere el nombre de los padres sino del día de la semana en el que nace. Hay 8 animales y 8 planetas y ocho nombres uno para cada día a excepción del miércoles que esta dividido en mañana y tarde. Fer no tenía ni idea del suyo y Elena se confundió creyendo que era jueves. Al final somos Fer- Lunes que va con el Tigre y la luna y Elena- Miércoles por la mañana que va con el elefante con la trompa subida y Jupiter. No con la rata como sale en las fotos, jajaja!

Al salir del lugar nos metimos en un taxi sin suelo que nos llevó al centro de la ciudad. Los coches son todos del año catapun, no sabemos ni como son capaces de arrancarlos y hacerlos funcionar, destrozados, ruidos espantosos pero ellos consiguen que sigan tirando y así ganarse la vida. Las calles son sucias, con mercados por todas partes, mucho bullicio y al contrario que en el resto del sueste asiático, casi ninguna comodidad para los occidentales. Todo es muy auténtico y más cuando paseas por las calles y tú eres el único diferente, ves su vida real y ellos te miran con asombro.

DSC_0102  DSC_0101 

Hasta el momento de comprar los tickets de autobús para Bagan la gente nos había parecido bastante maja y agradable, pero fue entonces que nos dimos cuenta que igual que para el resto de los mortales aquí la pela es la pela y tu tienes más que ellos con lo que estás obligado a pagar más por lo mismo. Llegas y todos a gritos en idioma que tu no entiendes ni papa se ponen de acuerdo para fijar un precio bastante por encima de lo normal para el ticket. Por muchos sitios a los que vayas no conseguirás el precio real. Ellos se quedaron sin vender el ticket y nosotros nos la tendríamos que jugar y esperar a la salida del bus para comprarlo in situ, tampoco creíamos que fuese haber ningún problema.

La tarde la pasamos paseando por las calles, empapándonos de la cultura y visitando alguna que otra cosilla más que tiene la ciudad. Acabamos en el lago más importante de la ciudad, intentamos entrar y pasearlo pero unos mentirosillos intentaban cobrarnos por entrar. Al final encontramos una segunda entrada sin timadores y con un barecillo bastante moderno a orillas del lago. Estuvimos un largo rato hasta que el sol se fue por completo. Decidimos volver al hotel andando pasando antes por Shwedagon paya. En el camino hasta allí vimos los barrios con sus casitas, restaurantes locales y familias. Solo alguna lucecilla en la calle te indicaba el camino y te orientabas viendo la masa de oro a lo lejos para saber en que dirección ir. De nuevo sentados bajo la pagoda nos quedamos perplejos con aquello. De noche vuelve  impactarte el tamaño, el color dorado y sobre todo la vida que sigue teniendo el lugar. Se sentaron unos estudiantes a nuestro lado a charlar. Uno de ellos hablaba español y era monje. Nos contó que solo los icos acudían a esas horas para relajase y meditar después del día de trabajo. Nos paseamos con ellos todo y nos iban contando historias y su vida en este país. También nos enseñaron desde el punto en el que por la noche se pueden ver los diamantes brillar y cambiar de color. Nos encantó! Esta es la portada!

Myanmar: Yangon

Nos vemos en 10 dias…

No queriamos irnos de las islas del sur de Tailandia sin comentar dos cosillas. Una, que no sabemos que pasa con los chavales que se convierten poco a poco en chavalas en el sur de Tailandia! Empezamos a darnos cuenta en Phi Phi, pero en Railey Beach ya ha sido exagerado la cantidad de locas con los labios y unas pintadas, miles de collares y anillos que te llaman para entrar en su tienda de ropa femenina! Lo otro que queriamos comentar en el blog es que nos vamos finalmente a Birmania, despues de un dia de agobios y llamadas para conseguir el visado in extremis! Nos apetece un monton y aunque nos han comentado sobre la situacion politica, los monzones que vamos a pillar…no sabemos como va a salir! eheheheh de aventurilla de nuevo. Para que os hagais a la idea, para pedir el visado, lo hicimos a traves de internet con el gobierno. Ellos te redirigen a una agencia ( probablemente de algun coleguilla) que te gestiona el visado, pero antes tienes que avanzarle tu programa para tu viaje con los vuelos, hoteles y fechas para que lo puedan comprobar antes de tu llegada. Finalmente nos lo han dado 12 horas antes de nuestro vuelo.

Y decimos mochila y aventura porque del sudeste asiatico nos hemos quedado con la sensacion de que efectivamente no es un viaje para mochileros! Aqui esta tirado viajar, puedes darte una vuelta desde Bangkok pasando por Laos, Tailandia y Camboya sin dejar ni un segundo un autobus solo para turistas o un distrito backpacker, sin dejar de desayunar huevos con bacon o ver partidos de la premier con tu cerveza. Por eso estas agusto y puedes disfrutar de alguna cosillas que echas de menos de casa, pero de aventura mochilera, mas bien poquito. Aunque bueno, alli con la poca cancha que nos han dejado y con toda la organizacion que te piden para darte el visado parece que vayamos con El Corte Ingles, jajaja! Os iremos comentando si podemos meternos en el blog!

Railey Beach cerca de Krabi

Tras un ultimo buen banito en las Phi Phi nos embarcamos de camino a Railey Beach que nos habia recomendado Isa +1 jejeje. Este sitio no tiene ni puertecito, es como en Lembongan, te desembarcan del barco primero con un fisherman boat y luego andando en el agua hasta la orilla con el macuto a cuestas. Nosotros super acostumbrados pero la gente flipaba y mas aun los que tienen el tipico maletoncio samsonite duro y que van a un resort de Honey Moon, jajajaja! Lo peor es que llegas a una playa de Manglares con lo que el fondo es fangoso y da un poco de grimilla.

Railey Beach East

Railey es una peninsula dentro de krabi a la que solo se accede por barco. La peninsula tiene la parte este que es la playa de manglares, parte barata, y la playa oeste que es preciosa pero alojarte alli resulta demasiado caro. Tampoco es que se tarde mucho de un lado a otro, donde acaba un resort de la playa este empieza otro de la oeste. De hecho aqui no hay ni pueblo, ni mercado solo resorts que en ellos tienen las 3 tiendas de turistas con lo que necesitas. Como no, hay unos cuantos bares reggaes en los que te tiras en la arena a disfrutar de la Happy Hour.

Nuestra vida aqui ha sido muy basica, alojamiento tirado y nosotros de sol a sol en la playa. Eramos los primeros en llegar y los ultimos en dejar el agua. Jugando a las palas, dandonos banos de mil horas, paseando, leyendo, algun que otro cocktel y par de siestas, una con masaje de pinreles incluido como despedida de las islas. Es espectacular la bahia con los penotes, la vegetacion, el agua verde cristalina y encima casi ningun turista ya que es epoca super baja.

Railey Beach West

El tiempo no acompano demasiado pero aun asi nos sentimos unos suertudos. Pena que el viento y el mar no estuviesen para hacer un kayak o excursion a las playas cercanas pero aun asi lo hemos pasado como enanos. Los 6 dias que hemos pasado en las islas han sido los unicos sin lluvias. Ahora que estamos apunto de irnos esta cayendo la de san quintin! Nos vamos a Bangkok para preparar cositas antes de encontrarnos con los monzones birmanos, la que nos va a caer! Por cierto, en Birmania no existe casi internet asi que no sabemos que podremos actualizar los proximos dias protestones! Esta es la portada!

Thailandia: Railay Beach Krabi

Islas Phi Phi

 

Tras un día de sur de Bali, otro día de transito en Kuala Lumpur, aterrizamos en Phuket. Para los que viajéis por Asia, es un chollo la cantidad de low cost que hay por aquí, Air Asia, spice jet, jetstar, tigerairways etc, siempre encuentras chollos! Phuket fue una escala técnica para pernoctar antes de coger un barquito que nos llevaría a las Phi Phi paradise.

Por l zona hay millones de islas y estas nos las había recomendado mucha gente. La zona es un poco como bahía de Halong con peñones e islas por todas partes pero más esparcido y con agua cristalina. Aquí si que encuentras las típicas playas de ensueño con agua turquesa y arenita blanquita y finita. Eso sí, comido por el turismo con lo que no falta ni un chiringo de playa en el que encontrar lo que necesites.

Nosotros nos quedamos en un hotelillo en frente de un chiringo reggae de playa en un bungalow algo viejo y suciete pero con pisci! El primer día nos dedicamos a explorar un poco el pueblo y la isla, con dos playas opuestas que dejan el pueblo en medio. Esta isla es de las que desapareció con el Tsunami, entre las dos playas no hay más de doscientos metros y como mucho unos 10 de altura. Todavía se ven cosas en reconstrucción y tienen señales de alarma y evacuación por toda la isla por si vuelve a suceder…te da que pensar…sobre todo comparando los mamotretos de los hoteles con las casuchas de bambú de los locales que debieron desaparecer.

A la mañana siguiente nos embarcamos en una excursión con otros 15 guiris para hacer snorkel. Nos montamos en el Long Tail Boat, unos barcos alargados con motores que como funcionan, hélices larguísimas y que conducen con los pies. Para girar sacan toda la hélice del agua y la ponen perpendicular al barco. Cuando erres tu el que está rondando con tus gafas y tubo, da algo de miedo como manejan estos bichos. Además, no tienen ningún tipo de cuidado y menos nuestro conductor, que en la primera parada se enchufo 3 bongs de marihuana.

Phi Phi Long Tail Boat

Ese capitán sin dientes nos llevo a unos arrecifes de coral aunque el di estaba un poco movido y no se disfrutó mucho porque no se veía. Supuestamente es un punto donde se ven tiburones de bambú pero no fue así. Nos fuimos a comer a una playa paradisíaca en una isla desierta y vuelta hacia Phi Phi Le. Esta es la isla de la película La Playa. Antes vimos la laguna y nos hicimos algún snorkeling más por el camino. Helados, con el agua salpicándonos de las olas, nos intentábamos calentar un poco al sol. La que peor lo pasó fue Suzi, una coleguilla inglesa que conocimos en Phuket con su chico para compartir un taxi. La pobre se puso hasta las gafas porque el agua no le dejaba ni abrir los ojos. El fumado del capitán no sabe muy bien como hacer el recorrido y durante toda la tarde solo nos llevo a playas en sombra con lo que nunca entrábamos en calor. Además, no había quien le entendiese, solo sabía 3 palabras mal pronunciadas con su frenillo gigante…Beach, walk, sunset y move. El día fue genial, lo malo que el mar estaba revuelto y la sombra que no nos dejó gozar del snorkel y del uso de nuestra nueva cámara acuática. Os queríamos enseñar todo lo guay de debajo del mar, en otro capítulo en el que gocemos de buen tiempo será mejor. Portada.

Thailandia: Islas Phi Phi

Nochecita en el bar reggae tirados en unos cojines en la playa mientras cenamos y nos divertíamos con el espectáculo de fuego que organizan. Se pasan 4 horas que si cariocas, palos, cintas y demás juegos e fuego. Al final animan a  los turistas a que salten a la comba en llamas o por medio de un corazón de fuego con el incentivo de un chupito. Las Happy hours están por todas partes, aquí i hay alcohol hay diversión, así es Tailandia.

P6090097 Phi Phi Long Tail Boat agua aguapatos pez mua pompa2 P6090072 P6090068 P6090066 P6090044 P6100101 P6100107 P6100110 P6100111 P6100112 P6100135 P6100137 P6100147 P6100148 P6100154 P6100158 P6100161 P6100164 P6100182 P6100184 P6100193 P6100198 P6100218 P6100222 P6100225 P6100233 P6100237 P6100242 P6100264 P6100286 P6100292 P6100297 P6100299 P6100302 P6100305 P6100308 P6100309 P6100312